Tuesday, May 10, 2011

Veganismo y lucha social

¿Cómo escoger a quién ayudar? ¿Quién tiene mayor peso moral?

Aunque creo firmemente que ambas actividades arriba mencionadas forman parte de un mismo campo semántico, la mayoría de las personas piensa diferente: que son diametralmente opuestas, y por supuesto, que la primera es cosa de risa.

David Sztybel
Leí hace poco un ensayo muy interesante titulado Marxismo y derechos animales escrito por David Sztybel. Creo que escogió esta filosofía como base para entablar una conversación en pos de los derechos animales porque  encierra muchas inquietudes que tenemos los humanos respecto a nuestra situación actual ¿Por qué hay extrema pobreza y al mismo tiempo existen reality shows sobre las mansiones de los famosos? ¿Por qué existe la explotación del hombre por el hombre? ¿Por qué existe una marcada distinción de clases? ¿Por qué nos han despojado de nuestra validez humana y convertido en simples medios para obtener una ganacia? Hasta ahí, creo que existen muchas similitudes con el veganismo; sin embargo los mismos precursores de este movimiento no creían en esta coincidencia. Menciona Szytbel:

Santa Cla... digo, Karl Marx
"[...] En una sus primeras colaboraciones, "La sagrada Familia", un trabajo de 1845, Marx y Engels implican claramente una hostilidad hacia los derechos animales al ofrecer la siguiente apreciación: 'La aserción de Fourier de que pescar, cazar, etc., son derechos innatos de los hombres, es la de un genio.'[...] Ninguna declaración de cualquiera o ambos autores que contradiga este sentimiento ha salido a la superficie."

" [...] las  actividades del trabajador, al pertenecerle a otro, provocan que este se pierda a sí mismo. Como resultado, por lo tanto, el hombre (el trabajador) ya no se siente libremente activo más que en sus funciones animales -comer, beber, procrear, o como máximo, tener vivienda y vestirse-, etc.; y en sus funciones humanas ya no se siente otra cosa que un animal. Lo que es animal se convierte en humano y lo humano se convierte en animal.
Ciertamente, comer, beber, procrear, etc, son también funciones auténticamente humanas. Pero la abstracción que las separa de la esfera de todas las otras actividades humanas y las convierte en fin único y último, es animal. (Marx en Selsam y Martel 1987, 299)

Szytbel se da a la tarea de "transformar de manera dialéctica" la teoría marxista, utilizando conocimientos y datos actuales respecto al comportamiento de los no humanos (la autoconsciencia, la capacidad de relacionarse entre sí mismos y con otras especies) siguiendo los mismos principios socialistas:

[...] Pero incluso si, aunque parezca imposible, todos los animales no humanos carecieran de conciencia de sí mismos, aún así pueden ser beneficiados o lastimados y tener necesidades, lo que bien puede ser suficiente para darles importancia moral según el principio comunista “De cada uno según su habilidad, para cada uno según su necesidad”

"[...] Me desconcierta por qué un individuo animal atómico (no me pregunten qué quiso decir con atómico) debería importar menos que uno que es social por naturaleza. Ciertamente no podemos descartar la importancia moral de aquellos animales humanos que son autistas e incapaces de tener relaciones humanas plenas. Entonces ¿cómo podemos descartar de manera consistente a aquellos no humanos bajo el mismo principio? Parece que tal discriminación es inaceptable."

"Sea o no cierto que los humanos se distinguen de otros animales en base a la producción de  sus propias necesidades en la vida, no está claro cómo esto le daría a los humanos  más importancia moral y a los no humanos poca o ninguna. Después de todo, muchos humanos no son capaces de producir su propio sustento, como los paralíticos totales, y la importancia moral no se le niega a estas personas. Ni siquiera podemos tomar crédito por nuestra habilidad para hacer nuestro propio sustento; no es algo que sea un mérito, es simplemente la manera en la que son las cosas -o no lo son, al igual que con los paralíticos."

"[...] Podríamos incluso hablar de una necesidad humana que vaya más allá de los requerimientos básicos, y desarrollar libremente todos los posibles -y puedo añadir, dignos- poderes humanos. Sin embargo, no se sabe qué tipo de amores, amistades, artes y estéticas tal vez existan en la misteriosa mente de otros animales, y la humildad intelectual así como la compasión, requieren que le demos a las criaturas el beneficio de la duda respecto a qué necesidades más altas tal vez puedan disfrutar una vez que se les haya permitido tener las necesidades básicas de la vida.

"Pero Marx no es el único que pensaba en el hombre como un "animal superior". Edwin A. Locke declara en un artículo mucho más reciente ("Derechos animales" contra derechos humanos) que "como alguien que ha debatido con ellos [los animalistas] por años en campus de universidades y en los medios, sé de primera mano que todo el movimiento está basado en un sencillo -e inválido- silogismo: los hombres pueden sentir dolor y tienen derechos, los animales sienten dolor, por lo tanto los animales tienen derechos. Este argumento es enteramente engañoso, porque los derechos de un hombre no dependen de su habilidad para sentir dolor, dependen de su habilidad para pensar" 

"Decir que el uso de animales es inmoral es lo mismo que decir que no tenemos derecho a nuestras propias vidas y debemos sacrificarnos por el bien de criaturas que no pueden pensar o comprender el concepto de moralidad. Significa elevar a los animales amorales a un nivel más alto que el nuestro -una flagrante contradicción. Por supuesto, es apropiado no causar sufrimiento gratuito a los animales. Pero no es lo mismo que inventar una carta de derechos para ellos - a nuestras expensas." 

Locke no solo falla al excluir a aquellos humanos que carecen de la capacidad de "pensar" o tomar decisiones (infantes, niños muy pequeños, personas con demencia senil, gente que padece de sus facultades mentales), sino que establece de la nada y sin justificación alguna que solo aquellos con dicha habilidad son merecedores del derecho a la vida y a no ser lastimados. Hacer distinciones morales entre seres sintientes es inconsistente con los mismos principios por los cuales respetamos a otros. De hecho, bajo esa misma base podríamos decir que obligar a un indigente que padece de una enfermedad mental a donar su corazón a una persona que está en sus cabales, sería algo admisible.

¡¿Que los veganos no piensan en los niños?!
En vez de preocuparte por los animales deberías...
... cuidar de los niños pobres, recoger la basura de las calles, donar tu ropa a la caridad, salvar el Amazonas, dar asilo a la gente sin hogar, reparar la capa de ozono, acabar con el narcotráfico, detener el abuso infantil, cuidar a los ancianos abandonados, pintar las rayitas blancas de las carretera, despegar los chicles del piso...

Los falsos dilemas son el recurso favorito de aquellos que rechazan los derechos animales (y por lo regular son personas que no están familiarizadas con ninguna causa, ni siquiera humana). ¿Quién dice que por promover el veganismo no puedo hacer otras actividades que beneficien a los humanos? ¿Por qué ese afán de pensar que preferimos a los animales sobre las personas?

Finalmente el problema no es si me caen mejor las vacas que los humanos o si debemos hacer lo que otros consideran una "prioridad". Es un hecho que no debemos dañar a ningún ser sintiente sin importar qué determinado grupo se beneficie de ello. Hasta ahora nadie se ha quejado por los pobres hombres cuya economía se vio afectada al abolirse la esclavitud humana.

Creo que aquellos que de verdad estén comprometidos en ayudar a que el mundo sea un lugar mejor (tanto para animales como humanos), saben y están conscientes de que cualquier ayuda es bienvenida.  Algunos son mejores tratando a los niños, otros escuchando a los ancianos, hay quienes tienen habilidad haciendo activismo animal. Lamentablemente estamos llenos de problemas en este momento y tenemos que escoger nuestras batallas según nuestros recursos, posibilidades e intereses, NADIE está en posición de demeritar la labor de otros.

Agradecimientos especiales a Cesar Carvalho. Aunque somos de países diferentes compartimos las mismas ideas y una buena amistad. Por él  decidí continuar con el blog, así que pueden reclamarle directamente :P

5 comments:

  1. Hola,

    Ser veganos no nos impide ocupar nuestro tiempo libre en ayudar en la causa que más nos interese: animales no-humanos, niños pobres, derechos laborales, etc.

    Saludos,
    David.

    ReplyDelete
  2. Hola, David. En efecto, un vegano puede dedicar su tiempo libre en cualquier actividad que no suponga explotación animal. El veganismo es no consumir productos de origen animal y no usar animales. Nada más.

    Sin embargo, si alguien rechaza el especismo, dicho rechazo debería tener consecuencias sobre el tipo de activismo que realiza. Vivimos en un mundo don la inmensa mayoría de individuos explotados son animales no humanos. Estos, además, experimentan un sufrimiento que rara vez tienen los humanos explotados. En este mundo, dedicar la mayoría de recursos a luchar por causas dedicadas a la defensa de los humanos no me parece compatible con un rechazo del especismo.

    ReplyDelete
  3. Daniel, Blogger borró tu comentario pero lo reproduzco:

    "Daniel Dorado ha dejado un nuevo comentario en su entrada "Veganismo y lucha social":

    Hola, David. En efecto, un vegano puede dedicar su tiempo libre en cualquier actividad que no suponga explotación animal. El veganismo es no consumir productos de origen animal y no usar animales. Nada más.

    Sin embargo, si alguien rechaza el especismo, dicho rechazo debería tener consecuencias sobre el tipo de activismo que realiza. Vivimos en un mundo don la inmensa mayoría de individuos explotados son animales no humanos. Estos, además, experimentan un sufrimiento que rara vez tienen los humanos explotados. En este mundo, dedicar la mayoría de recursos a luchar por causas dedicadas a la defensa de los humanos no me parece compatible con un rechazo del especismo."

    Tienes toda la razón, los animales son el grupo de seres vivos más oprimido en el planeta y creo que sin importar la actividad altruísta a la que nos estemos enfocando, el veganismo debe ser nuestra base moral.

    Es una filosofía que está centrada en el respeto y protección de todos los seres sintientes, humanos y no humanos. Definitivamente creo que aquellos que se dediquen a la defensa de los seres humanos deben ser congruentes y por lo menos dejar de consumir productos animales.

    El problema con los "humanistas" es que se empeñan en ver al hombre como una criatura única que merece de cuidado especial (y cumplimiento de sus caprichos) sin importar qué otras especies salgan lastimadas. Un ejemplo de esto serían las corridas de toros a favor de "causas humanitarias".

    Todos somos animales, todos merecemos respeto.

    ReplyDelete
  4. ¿Alguien sabe dónde encontrar el ensayo que menciona al inicio? Al parecer el link no funciona.

    ReplyDelete
    Replies
    1. ¡Ya corregí el enlace, Roberto! :D

      http://www.jstor.org/stable/40338939?seq=1#page_scan_tab_contents

      Delete

En Mexican Vegan nadie es dueño de la verdad absoluta. Si te gustó lo que leíste, investiga al respecto, si no te gustó, investígalo de todas maneras. No somos los únicos veganos en el mundo por lo que no debes juzgarlos a todos por las cosas que decimos o pensamos en este blog. Gracias y... Go Vegan!
Related Posts with Thumbnails