El Falafelito

Hace unos meses al lugar donde trabajo llegó una chica nueva. Se estaba instalando y por alguna razón yo estaba morboseando su monitor cuando vi que tenía una carpeta que decía "mexican vegan". En vez de actuar como una persona prudente y discreta, le arrebaté el mouse y comencé a hurgar entre sus carpetas mientras le preguntaba "¿de qué es esto? ¿por qué lo tienes aquí? ¿QUIÉN ERES?". Seguramente pensó que en cualquier momento iba a morderle la cabeza o algo, la verdad es que más bien tenía mucha curiosidad de saber si estaba relacionada con el blog y si lo  leía.

Resultó que ni siquiera lo conocía :(

¡Pero resulta que también es vegana! Y que "mexican vegan" era una lista del Adium -una especie de messenger- con sus amigos veganos (ella es más sociable que yo). Luego de mi lapsus brutus estuvimos parloteando como un par de niñas de secundaria sobre vegetales, recetas y cosas animales mientras los demás giraban sus ojos y se cuchicheaban. ¡Hasta nos abrazamos! Esto podría significar dos cosas: que ya hay más veganos en México o que fue una afortunada coincidencia que su anterior jefe fuera un gran pelmazo y ella terminara aquí, conmigo. Yo apuesto por las dos anteriores :P

Ahora bien, ustedes dirán ¿por qué acabas de hacerme perder el tiempo leyendo esta babosada? Y yo les diré: tenía que rellenar este post con paja porque no se me ocurría nada más.

¡En fin! Antes de que cierren esta ventana cansados de leer mis anécdotas inútiles déjenme hablarles de "El Falafelito" (mi amiga me llevó, les digo que ella sale más). Muchos de ustedes ya lo conocerán pero para quellos que no, he aquí mis observaciones:

El Falafelito es un restaurante 100% vegano (o eso dice en su fachada) y sirven... bueno, falafel.

La atención: Como diría mi nueva amiguis amiguis, quienes atienden son "la pura buena vibra" y lo hacen al ritmo de reggae (que no reguetón). El servicio es rápido y tienen detalles extras como obsequiarte un cupón de cliente frecuente en el que tus compras acumuladas te hacen merecedor de un regalito (más falafel). El diseño de las instalaciones -y de toda su identidad corporativa- es muy amigable; el lugar es pequeño y se come al aire libre, por lo que no tendrán problema en echarse un bocadillo mientras pasean con sus amigos caninos.


Fotografía: Nancy Soto

La comida: Para quienes no hayan probado falafel jamás, este sería un buen comienzo para quedarse enganchados de su sabor. Son tortitas de garbanzo y comino que en El Falafelito pueden acompañar con pan pita y vegetales, ensalada o como botana. Las salsas para acompañar son riquísimas.

El precio: Las raciones son bastante llenadoras y tienen un precio muy accesible. El problema tal vez sea que te guste demasiado y quieras probar de todo.

Mi calificación: Un sólido 9.9. Necesita más variedad de postres veganos, pero al parecer ya están tratando de arreglar eso :D

Fotografía: Nancy Soto
Para más información sobre el Falafelito, visiten su página en Facebook (sí, me da hueva escribir direcciones).

Comentarios

  1. Hola!
    La verdad encontré muy interesante la historia con tu amiga, de inmediato pensé en un dicho que dice: "Dios los hace y ellos se juntan"
    Quería aprovechar para contarte que encontré un sitio que está naciendo, se trata de una Red Social VEGetariANA donde se puede conocer a otras personas con las mismas inclinaciones, además se puede chatear, crear foros, grupos, artículos y eventos. Realmente te lo recomiendo el link es: http://vegetarianos.socialgo.com

    Éxitos

    ResponderEliminar
  2. Justo hace una semana pasaba por ahi y pensaba hacer falafel para comer, pero al ver lo barato que estaba dije "a la fregada" y lo compre.
    Por 40 varitos nos dieron sufieciente para comer dos personas, aunque siendo sincera su hummus deja mucho que desear, pero podemos pensar que ese dia tuvieron "mal dia de hummus".
    Compramos un muffin de platano que estaba re bueno y la verdad es que si son "la pura buena onda" los chavos que atienden, nos dieron extras! Otra cosa que me gano, fue que todos sus desechables son biodegradables, en serio, todo ahi rockea (bueno, menos el hummus).

    ResponderEliminar
  3. No lo sé Ninja, he probado hummus realmente malo que me ha costado carísimo. Era de alcachofa pero yo creo que estaba hecho de vómito, es de esos que venden en el superama :P

    La salsita verde estaba buena, también el Tahine.

    ResponderEliminar
  4. Puede ser que tengas razon, un dia pase al super a comprar uno para llevar a una "comida familiar" ohhhh GRAN error. Era tan malo que jure que estaba echado a perder y tuve que esconderlo para que nadie lo comiera, tuve miedo de intoxicar a mi parentela.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares