¿Por qué no soy valiente como ellos?

En el ambiente del activismo y la protección animal existen personas que no sólo son compasivas con los animales, también toman acciones serias para defenderlos (ejem, no sólo se ponen a escribir blogsuchos como éste...). Pocos podemos decidir cómo vivir y casi nadie elige cómo morir. Diane Fossey y Barry Horne eligieron vivir al extremo y morir por una causa que en su momento muchos, menos ellos, consideraron perdida.

Diane Fossey

Por 18 años observó a los gorilas que habitaban en las montañas boscosas de Rwanda, se oponía fuertemente a la caza y al uso de estos animales como entretenimiento en los zoológicos (para cazar a dos gorilas de exposición se mataban otros 20). Mujer con agallas, fue tildada de "loca" por defender con tanta intensidad a los gorilas con los que tanto se habían encariñado, presionaba fuertemente a las autoridades para que la ayudaran en la lucha contra los cazadores furtivos, destruía las trampas e incluso llegó a golpear y a amenazar a los cazadores mismos... ¡esos son güevos!
Su gorila favorito: Digit, quien murió asesinado tratando de defender al grupo del que era líder. Fossey sufrió mucho con esta pérdida e inciaría la Fundación Digit, que recauda  fondos para tener más patrullas anticaza. Sigue vigente hasta la fecha aunque ahora opera bajo otro nombre.
Siendo la caza y venta de gorilas desmembrados una atracción turísitca muy redituable, no es raro que Diane Fossey incomodara a algunas personas. En diciembre 26 de 1985, fue encontrada muerta en su cabaña, su cráneo había sido partido a la mitad por un machete que ella misma había confiscado años atrás. Quisiera decir que su muerte, por su naturaleza noble aunque violenta, fue el parteaguas de un cambio radical en la vida de los gorilas de la montaña; pero su cabaña fue convertida en museo que atrae el turismo que ella tanto rechazaba, las fundaciones que recaudaban dinero en su nombre no donaban dinero para tener más patrullas anticaza, lo utilizaban para promover... ¡más turismo! Para colmo, su horrenda madre apeló al testamento de Diane donde ella donaba todo a la Fundación Digit y se quedó con el dinero que de seguro invirtió en un zoológico.

Según la Wikipedia, los rwandeses ya tienen más conciencia sobre la importancia y conservación de los gorilas, incluso ha vuelto una ceremonia llamada Kwita Izina o Ceremonia de Bautizo para Gorilas Bebés. Porque claro, ponerles nombre de seguro lo solucionará todo.

Barry Horne

Sin duda, un claro ejemplo de que la lucha por otros seres vivos no es cosa de romanticismo juvenil. A los 35 años, persuadido por su esposa, Barry acudiría a una manifestación por los derechos de los animales. Luego de ver videos que mostraban pruebas en animales, decide hacerse vegetariano y un activista más que activo. Con la determinación que tal vez sólo le brindaba la madurez, Barry tuvo logros enormes como liberar a un delfín que hubiera estado confinado a la soledad por años o darles a 82 cachorros beagle una oportunidad de vida diferente que la de ser sujetos de prueba. Tras ser aprehendido y pasar un tiempo en la cárcel por posesión de explosivos, Barry endureció y mandaría un mensaje que exigía más acción a sus simpatizantes:
" Los animales siguen muriendo y la tortura continúa en más y mayor medida. ¿Cómo responde la gente a ésto? Con más hamburguesas vegetarianas, más "Special Brew" (cerveza vegana) y más apatía. Ya no existe un Movimiento de Liberación Animal. Eso murió hace mucho tiempo. Todo lo que queda son muy pocos ctivistas a los que realmente les importa, que entienden y que actúa... Si no actúas, entonces permites. Si no peleas entonces no ganas. Y si no ganasentonces eres responsable por la muerte y sufrimiento que seguirá sucediendo" (¡¡SOPAS!! ¡Estaba encabronado¡).
Para demostrar que él estaba en una guerra y no le importaba ser una pérdida, Horne plantó una serie de bombas en varios establecimientos y centros de investigación. Fue aprehendido y sentenciado a 18 años de cárcel (la condena más larga en la historia para un activista animal).

Su muerte: estando preso, Horne entró en huelga de hambre para detener las pruebas en animales en Inglaterra. Muchos sucesos y manifestaciones en su favor y también en contra sucedieron durante los 66 días que duró la huelga. Acciones  de liberación se llevaron a cabo y Horne agonizaba entre dolor y alucinaciones. Había olvidado por qué estaba en huelga de hambre. Finalmente y sin razón aparente cesó la huelga, nisiquiera sus amigos más cercanos saben por qué lo hizo.

Quedó con secuelas permanentes en el hígado, ciego de un ojo y casi sordo. Tres años después y luego de numerosos y futiles intentos, Barry entraría en la que fue su huelga final y que sólo duraría 15 días pues la muerte lo "sorprendería" con una falla irreversible en el hígado. Enterrado bajo un árbol con 700 personas llorando su pérdida, se iría el que probablemente fue y será el más aguerrido de los activistas animales. Las licencias a los laboratorios ingleses para experimentacieon con animales se siguen otorgando.

Quisiera poder comunicarme con los muertos y decirles a ambos que si consideran como un triunfo el inspirar aunque sea a una sola persona a respetar y a luchar por la vida animal, entonces habían triunfado porque me han convencido... pero lo más seguro es que les valiera madre y comenzaran a darme golpes fantasmales en mi cabeza hueca para que empezara a preparar bombas caseras y a volar antirrábicos...

Comentarios

  1. Reconozco la valentía y hasta la actitud temeraria de estas personas, porque en esta sociedad culera, la lucha cuerpo a cuerpo es la única forma de restablecer la dignidad animal; ojalá que algún día las cosas cambien, que la actitud hacia los seres vivos no obedezca a las leyes del mercado o los prejuicios antropocéntricos (perdón por la palabra pedorra).Besos Mengana Hermosa!

    ResponderEliminar
  2. Acabo de descubrir tu blog y me encanta! No digas eso de "blogucho", por favor. Esto también es activismo, y hablar de la historia de Fossey y Horne es actualizar su mensaje.

    ResponderEliminar
  3. ¡Gracias, San! Últimamente he tratado de involucrarme de manera más activa para difundir el mensaje del veganismo, pero de vez en cuando necesito autozapearme para mejorar...

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares